Consejos para la perfecta limpieza de tus grifos

Mantener limpia la grifería de nuestra casa es importante tanto estéticamente como el funcionamiento de la misma. El grifo en su exterior debemos limpiarlo periódicamente para alargar su vida útil y que este no lo afecte la corrosión. El problema sería peor si se tratase de la parte interna del tubo porque reduce significativamente el caudal que pasa por la misma por eso desde desatascos en Toledo te brindaremos ciertos tips en este artículo.

Limpieza en la parte externa

Para ejecutar estas acciones debemos estar en conocimiento del material que está fabricado la grifería, porque los productos de limpieza varían según el material. Te recomendamos que utilices sustancias que no sean abrasivas

En ciertos momentos esto no es suficiente, y acudimos a comprar otros productos. Alguno de estos el del lavaplatos. Disolvemos en medio litro de agua dos cucharas del detergente en y utilizamos la esponja en el lavaplatos. Trata en lo posible de utilizar dicha esponja en la parte menos rugosa para prevenir rayones en la grifería.

Existen sitios más difíciles, como la conexión de la grifería con la mesada o adonde se encuentre ubicada y allí habitualmente se encuentra más sucio. Si observamos que utilizar la esponja no ayuda en lo absoluto entonces aplicamos el detergente a través de un cepillo de dientes que no usamos. El bicarbonato de sodio otro producto que podemos usar. El hilo dental lo podemos llegar a aplicar sitios donde resulta complicado llegar con una esponja y el mismo cepillo.

Sustancias o productos naturales

Obviando los productos que te explicamos en los párrafos anteriores, las sustancias naturales no se quedan muy lejos,  de igual manera se recomiendan. Quien más si no, el poderoso vinagre blanco, algunos aconsejan que es mejor utilizar refrescos de harina o cola.

Como casi nunca faltan estos productos en el carrito de compras y su costo es accesible, entonces experimenta para saber qué tal te funciona. Pero ten encuentra de no utilizar productos abrasivos, como cloro, azano (amoníaco), no te lo recomendamos en lo absoluto, pueden producir un mayor deterioro.

Limpieza en la parte interna

Generalmente las griferías poseen internamente una rejilla, y que en ocasiones ni vemos por la misma suciedad. Las obstrucciones pueden deberse al depósito gradualmente de trazas de calcio y magnesio  que una vez que se cristalizan forman una capa de color blanco, la famosa cal y este a su vez modifica el desarrollo de flujo del agua que pasa por ella, disminuyendo el caudal de este.

La mejor solución a este problema es retirar la rejilla del grifo para limpiar el filtro, buscar un objeto pequeño con el cual podamos ejercer presión sobre ella e ir sacando poco a poco los restos que estén obstruyendo. Al momento de volver a instalarlo es necesario aplicar bastante agua pero que este fría.